Articles

Día de clases

In Diario de vida on 14 abril, 2005 by santoposmoderno

Abrí un ojo y eran pasadito las 2 de la mañana. Estaba tirado encima de la cama con la ropa puesta. Si mi mamá me hubiese visto me hubiera dicho: "Hijto, acuéstate" o "Métete dentro de la cama que te vas a resfriar".

No hice ninguna de las dos cosas. No podía hacer ninguna. Me levanté y me dirigí al escritorio: tenía que estudiar. Porque hoy tenía prueba. Dos pruebas, en realidad. Y no había terminado de leer los textos. Desde el domingo que vengo haciendo lo mismo. Todos los días sin parar. Durmiendo como 4 horas diarias. Qué sé yo. En el colegio Herr Carlos hubiera dicho: «Yo duermo 4 horas diarias, para aprovechar mi vida». Es ese sentido económico modernista de "si duermo ocho horas diarias, al final de mi vida habré desperdiciado un tercio durmiendo". No sé ellos, pero yo prefiero vivir 2/3 que sobrevivir 3/4.

Diez para las diez estaba en la Cafeta Oral. Esperando a la Cata. Me iba a prestar unos textos de Personalidad. Digo iba, porque nunca llegó. Debe ser la primera vez que alguien me deja plantado.

Gracias a Dios (literalmente) tenía prueba de Antropología Cristiana a las 10. Así que el plantazo sólo se extendió durante diez minutos (aquí tengo que admitir que llegué antes a la cita, así que fue más en realidad).

Para esta prueba no había estudiado debidamente. Básicamente porque –con el perdón de Dios– es un curso un poco simplón. Ni comparado con Iniciación Bíblica del año pasado o con Cristología I que tengo en Campus Oriente. (Hace un rato mi mamá me preguntó: "Hijito, ¿quieres ser cura?" Yo le respondí: "No.")

La prueba la contesté con la materia de los otros ramos. Espero que calce con lo que el cura Tagle quería que le respondieran. (A todo esto aquí tengo que contar la anécdota que le paso a la Ceci: Sucede que ella está con el mismo cura en otro curso que nada que ver con teología. Seguramente le pagaron un favor al cura dándole un ramo de periodismo. La cuestión es que el cura le encanta hacer esas preguntas medias controversiales de: "Levante la mano el que está de acuerdo con la eutanasia". Esta vez preguntó por la pastilla del día después y la Ceci levantó la mano -como lo haría cualquier amistad mía que se digne de tal- y después de unos segundos "cri-cri-cri" se dio cuenta que era la única. Y mirando alrededor vio la cara de las niñitas schoenstattianas enfurecidas proclamando el nombre de Dios y rezándole a la Virgen. ¡A la Virgen! Me pregunto si cuando el Espíritu Santo [ruaj] fertilizó a la Madre de Dios, ésta habrá tenido un orgasmo. ¿El mejor de su vida? ¿O el único tal vez?)

Volviendo a la cosa. Salí de la prueba y me encontré con mi amiguita Mini, que ayer me conversó en la entrada del metro y me dejó pensando algunas cosas. Eran como las 11:20 y ella tenía un extraño curso de Trabajo Social. Entonces fue en ese momento que yo miré hacia abajo (estaba en un segundo piso) y divisé entre la multitud a la Cata. ¡Ajá! ¡Se creía que podía salirse con la suya dejándome plantado! Así que bajé indignado a que me explicara la situación. Pero rayos, cómo podía enojarme con ella. Si más encima es toda linda ella y me miraba con cara de “estoy enferma”. Así que bueh. C’est la vie. Quedó en dejarme las fotocopias con la Ceci (la otra Ceci, la de la fotocopiadora).

Y estábamos conversando de la vida cuando me percaté que tenía prueba. La otra. Así que me fui a rendirla. Y cuando entré me acordé que en la noche había desistido de estudiar. Me había cabreado de dormir tan poco y ahora tenía que pagar las consecuencias. Una de las preguntas la respondí muy perfect y la otra –como diría la Cata (y también Scar, el amigo de Suárez)–: a pura fe. (Aunque lamentablemente la fe ya me la había gastado en la prueba anterior).

A la Scheiße  no más. Ni ahí con la prueba de Personalidad. La pregunta era más imbécil que la cresta. En el almuerzo le conté a la Marce y me dijo que mi ayudante tenía que ser muy mala para preguntar algo tan absurdo. Poco menos y: ¿cuál es la tercera palabra del párrafo quinto en la página 23 del texto de Kernberg? Por lo menos me quedé con el consuelo de que de haber estudiado, probablemente no hubiese respondido bien. Y además que casi todos los de mi ayudantía se quejaron de la pregunta irrelevante. «Mal de muchos, consuelo de tontos», dicen por ahí.

Finalmente vino la ayudantía de Métodos, donde aparecieron Enrique y Sua. Parece que quedaron babeando por la ayudante que les había advertido José. Y citando a Cristián Rodríguez (mi partner de Psicoanálisis): «La María Paz [la ayudante] es puro amor». (Interpreten esto como quieran.)

Si se fijan dije “finalmente” en el párrafo anterior, porque ahí terminó mi día académico. Lo que vino después fue vida social y cosas interesantísimas que NO mencionaré aquí. De lo contrario me estaría escapando de los límites del título.

Pero aquí les dejo la yapa (después de Métodos):

–Hola, Javier.
–Hola, ¿cómo estái?
–Atrasada para Cognitiva.
–Entonces corre… –digo volteándome.

Y sería… ¡hasta la próxima!

2 comentarios to “Día de clases”

  1. Te dije que no te iba a poner ningún comentario hasta que tú postearas en mi fotolog, pero no me aguanté!!, jajaja.Como te dije ayer, gracias por mencionarme (a mí y mi aporte) en tu día de clases.Ojalá que tengas un buen fin de semana :)Nos vemos!Marce

  2. Mucha universidad, eh?Bueno, así es la vida pue’…Un poco traumed con las clases de Teología, eh?Me sorprendió el comentario del espíritu santo… Igual es heavy… No lo vaya a leer uno de tus profes… porque o sino no tendrá con qué refutarlo y te tratará de blasfemo…Bueno, sigue así no más… Cada día que te aprendas un salmo nuevo, asegurarás tu paso a la Tierra Prometida…No te preocupes, yo iré al cielo. Sí, estoy seguro que me iré al cielo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: